Marta Pradas y Eduardo Ripoll

Estampas del paraíso. Del 5 de Octubre al 23 de Noviembre

Una exposición fotográfica de Itinerant(s) Photographers

Espacio de luz da inicio a una nueva temporada de exposiciones con Estampas del paraíso de Itinerant(s) Photographers una muestra de fotografías realizadas con la técnica del Colodión húmedo.

Eduardo Ripoll y Marta Pradas son un par de nómadas que conforman Itinerant(s) Photographers, un tándem de artistas de la fotografía que circulan a paso lento, ajenos a las premuras y urgencias que destila nuestra era actual. Marta y Eduardo se encontraron hace un tiempo en un cruce de senderos, en un punto indeterminado de la geografía valenciana donde se desdibujan las señales del camino y sólo la curiosidad impulsa al caminante a seguir adelante.

Él viene del fotoperiodismo, del azaroso mundo donde se han curtido los grandes fotógrafos del siglo XX. Ella ejerce de fotógrafa paseante y contemplativa entre sendas, ribazos y atardeceres a contraluz.

Ambos han emprendido ahora un excitante paseo por las antiguas técnicas de la fotografía, donde no hay píxeles y sí mucha química; y también técnica. Y alquimia. Porque eso es lo que son Eduardo y Marta: alquimistas. Itinerant(s) Photographers han recuperado la técnica del Colodión húmedo, un proceso lento y artesanal que se desarrolló a mediados del siglo XIX y con el que se obtiene un positivo directo. Es una fotografía única, un instante fugaz e irrepetible atrapado en un ferrotipo de pequeñas dimensiones y enmarcado en una caja de luz.

Se presentan dos muestras al unísono: ‘Paradiso’ recoge una serie de veinte ferrotipos de retratos y paisajes donde la exaltación del instante evoca la sencillez de un Haiku. Son escenas de la naturaleza y la vida cotidiana; imágenes mínimas que invitan a un diálogo íntimo con el espectador. La segunda muestra, ‘Estampas’, es una serie de siete ferrotipos realizados en la aldea de Osset. Son paisajes que muestran las cicatrices que ha dejado la inmigración en este rincón de la Serranía valenciana. Una mirada reposada que habla del paso del tiempo...

En definitiva, Eduardo y Marta nos regalan una doble colección de décimas de segundo del presente más cercano, atrapadas con las técnicas de hace un par de siglos.

Comentarios cerrados.

  • DONDE ESTAMOS